10 cosas que tu bebé nunca debe compartir.

Para los niños compartir es uno de los aprendizajes más complicados pues su sentido de la propiedad le impiden hacerlo. Los padres insisten mucho en esta enseñanza, sin embargo, hay ciertos elementos que el bebé no debe compartir y que haciéndolo está poniendo en riesgo su salud. Así que si hay padres que no quieren que su hijo contraiga virus y bacterias deben estar pendientes a estos elementos.

Muchas mamitas limpian el chupo de su bebé con su propia boca, o existen hermanos que se prestan el cepillo de dientes y peines sin dueño que pasean de cabeza en cabeza; sin embargo, antes de seguir haciéndolo deberías tener en cuenta estos aspectos:

  1. Chupete: éste está en contacto directamente con la saliva del niño, es por esto, que puede tener los virus que no te imaginas y que se contagian por contacto directo. Si tu bebé usa el chupete de otro el contagio es inmediato.
  2. Biberón: el pico de la botella está expuesto a gérmenes, bacterias o virus que se presentan en la boca. Muchas veces no se pueden proteger a los niños porque un simple estornudo contagia de virus, pero preferiblemente lo recomendable es no prestar este objeto.
  3. Cepillo de dientes: además de ser un hábito anti – higiénico, existen razones médicas para no compartirlo ya que entre las cerdas se pueden encontrar bacterias, gérmenes y resto de sangre de las encías. Además la bacteria que causa caries, puede contagiarse al compartir este objeto.
  4. Peine: durante la infancia el contagio de piojos es muy común y no es extraño que el niño llegue a casa así después del colegio; para evitar esto lo recomendable es que cada miembro de la familia tenga su propio peine y así se evitan estos inesperados y desagradables hechos.
  5. Gorras: con las gorras sucede lo mismo que con los peines, si el niño está infestado y usa el gorro de otro niño lo más probable es que se contagie de lo que sea que tenga.
  6. Toalla: es importante que cada miembro de la familia tenga su propia toalla, de esta manera se previenen infecciones por hongos, gérmenes y virus. A través de ellas se puede contagiar incluso la conjuntivitis.
  7. Esponja: estos objetos difícilmente se secan ya que son usados frecuentemente, a través de las esponjas, se pueden contagiar las enfermedades como los hongos, etc.
  8. Corta uñas: no es un secreto que los bebés conocen todo lo que los rodea a través del tacto, no tienen escrúpulos en coger cualquier cosa del suelo, tocarlas incluso, chuparlas. Es por esto que las uñas guardan una gran cantidad de bacterias, conviene lavarlos después de su uso, o mejor aún, tener uno para cada persona.
  9. Jabón: es recomendable usar jabón dosificador ya que en las pastillas quedan microorganismos después de que se usa y van desde las bacterias hasta los virus.
  10. Objeto de apego: hacen parte de estos objetos los peluches, mantas o juguetes personales del niño. Son los más difíciles de compartir porque son su bien más preciado y además, por ser su bien más preciado está lleno de mucosidad, saliva, etc.

Fuente: http://www.guiainfantil.com/

 

Share this post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *