Del balbuceo a las palabras.

¡VISÍTANOS AQUÍ EN NUESTRO NUEVO SITIO WEB!

TE ESPERAMOS CON MUCHA INFORMACIÓN DE VALOR PARA TI Y TUS HIJOS

Cuando un pequeño realiza cualquier progreso en el desarrollo de su habla todos los padres se sienten profundamente emocionados y orgullosos de ellos y aunque no parezca “un gran avanece”, sí lo es, y probablemente es el que mayor deleite produce en los padres pues significa que el menor está evolucionando: está produciendo sonidos que más adelante convertirá en palabras y usará para comunicarse con las demás personas.

Es claro que los bebés van a hablar a medida que pasa el tiempo y que se genera una estimulación hacia ellos, pero es algo que toma tiempo y que debe tener ciertos cuidados y cierta atención. La primera manifestación que tienen para realizar esta actividad es balbucear a partir de los 2 o 3 meses de edad. Si cuando lo sacas de la cuna escuchas algún tipo de sonido emitido por él lo importante es que le respondas, de lo contrario, no lo hará con tanta frecuencia y retrasará el momento en el que vaya a hablar.

Es importante que le hables muchas veces y casi todo el tiempo, pues eso genera una motivación en el pequeño y además de todo el bebé registra en su memoria los sonidos más representativos para él y es capaz de diferenciarlos todos. Además de todo esto, es importante que existe una correcta estimulación pues todos los niños balbucean, incluso si son sordos de nacimiento; sin la receptividad necesaria y sin ningún esfuerzo para que aprenda, el bebé no va a generar las conexiones neuronales necesarias para relacionar los sonidos con otra información sensorial.

También los padres deben tener en cuenta que la lectura es fundamental en este proceso del bebé porque es una técnica que permite estimularlo correctamente. Muchas personas creen que ellos son demasiado pequeños para reaccionar a las cosas que se les lee, pero no, ellos entienden y tienen la capacidad de reaccionar a cada palabra que sale de la boca del adulto.

Como padres es importante que tengan en cuenta todos los aspectos mencionados anteriormente para que este proceso de hablar sea mucho más fácil y práctico para el bebé; es importante que como adultos generen un acompañamiento intensivo, pues de eso depende que en el futuro la composición de palabras sea efectiva o si por el contrario, existan algunos problemas de lenguaje en ellos.

Método Bebé Políglota es un entrenamiento neuronal multilingüe que trabaja a través de la repetición, de canciones, animaciones 3D, y diferentes elementos que permiten que los niños estimulen y potencien correctamente todas sus capacidades y su potencial.

Fuente: http://www.fisher-price.com/

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.